Una dieta baja en grasas

Una buena alimentación, basada en una dieta sana y equilibrada es muy importante para la salud. Comer sano es tan necesario como hacer deporte, dormir las horas suficientes o hacer deporte. El buen funcionamiento de nuestro organismo depende de nuestro estilo de vida. Una dieta baja en grasas es primordial para mantener nuestros niveles de colesterol y triglicéridos entre los índices recomendados por los médicos y prevenir las enfermedades cardiovasculares y la hipertensión. Por otro lado, comer sano también mantendrá el peso corporal más cerca del recomendado para cada persona teniendo en cuenta sus características personales, como la edad, la altura, el tipo de metabolismo y la constitución. En definitiva, una dieta baja en grasas y equilibrada son un fuerte arma para cuidar nuestra salud en general.

Los mitos de las dietas bajas en grasas

Se tiende a pensar que una dieta baja en grasas es aburrida, asociándola con la lechuga y la pechuga de pollo a la plancha, sin embargo, la realidad es que comer sano también implica comer de forma variada pero de un modo mucho más saludable. Las dietas bajas en grasas incluyen todos los alimentos, pero se trata de consumir la menor cantidad de grasa posible, sin llegar a eliminarla por completo. Se deberá reducir la ingesta de productos fritos, de bollería industrial, de productos lácteos elaborados con leche entera y de comidas precocinadas. No obstante, de manera puntual, se podrán consumir estos productos. Este tipo de dieta debe incluir frutas, verduras, cereales, huevos y leche, siguiendo preferiblemente las pautas recomendadas por la pirámide de la alimentación. También es importante que los alimentos se cocinen a la plancha, cocidos o al vapor, evitando los fritos en la medida de lo posible.

Cuidado con las dietas milagrosas

Muchas personas deciden comer sano para perder peso, llevando a cabo dietas que se enmascaran bajo el nombre de dietas bajas en grasas, pero que no están avaladas por ningún médico ni especialista en nutrición. Son éstas las llamadas dietas milagrosas, ésas con las que es posible perder 10 kilos en una semana, pero que ponen en peligro nuestra salud.

Imagen de © Bauer Alex – Fotolia.comSimilar Posts:

, , ,